Día Internacional de las Montañas

Las montañas cubren el 27% de la superficie terrestre del planeta, albergan a 1100 millones de personas (el 13% de la población mundial), dan cobijo a un cuarto de los animales y plantas terrestres y suministran agua dulce para más de la mitad de la humanidad. Es decir, tal y como se especifica en el Objetivo 15 de los ODS, su conservación es primordial para el bienestar general y por ello se celebra el Día Internacional de las Montañas.

Las montañas, a pesar de ser básicas para la supervivencia, están muy amenazadas por el cambio climático y la huella humana. Su deterioro es cada día más rápido. Los glaciares se están derritiendo y, al mismo tiempo, los habitantes de las zonas más elevadas del planeta (que también son los más pobres) afrontan grandes dificultades para sobrevivir. Las catástrofes naturales son, también, cada vez más frecuentes, complicando la vida de estas personas.

El origen de esta jornada está en 1992, cuando el documento “Ordenación de los Sistemas Frágiles: Desarrollo Sostenible de las Zonas de Montaña” fue incluido en el Programa 21, un plan de acción sostenible promovido por Naciones Unidas. Posteriormente, el año 2002 fue declarado Año Internacional de las Montañas por la Asamblea General. Justo después, en 2003, se celebró el primer Día Internacional de las Montañas.

Las montañas son importantes para los jóvenes

La agricultura en las montañas, su importancia, la cultura en zonas de altitud, los bosques o pueblos indígenas que las habitan son algunos de los temas que se han abordado en el Día Internacional de las Montañas. En 2019, la temática será la importancia de estas formaciones naturales para los jóvenes.

Durante la jornada se recalcarán las dificultades que afrontan los jóvenes que habitan territorios montañosos. El futuro es muy limitado para ellos y, al final, la emigración se presenta como la mejor solución, pero eso acarrea el abandono de las tradiciones y la agricultura, con la degradación y pérdida de valores que eso conlleva.

El objetivo de Naciones Unidas es, por lo tanto, fomentar la educación, la formación, el acceso a empleo y la mejora de los servicios que se ofrecen en estas zonas.

Libera, el proyecto de Ecoembes que cuida el monte

LIBERA es el proyecto de Ecoembes para reducir el abandono de residuos en entornos naturales y recoger la basuraleza que ya habita en ellos. Para conseguirlo, se realizan proyectos de apadrinamiento, para ayudar a asociaciones y ciudadanos comprometidos con la limpieza y conservación de espacios naturales, y se están realizando proyectos propios, liderados por SEO/BirdLife.

Este último es el caso de ‘1m2 por la naturaleza’, una iniciativa a través de la que se fomenta la recogida colaborativa de basura en entornos naturales. Como complemento a este proyecto se han fomentado recogidas en diferentes ámbitos, entre los que está la montaña. ‘1m2 por el Campo, el Monte y los Bosques‘ es el proyecto que reúne a ciudadanos dispuestos a limpiar las zonas montañosas.

Categorías: Días D